martes, 3 de junio de 2008

Incautan Jesús de cocaína


Autoridades en Estados Unidos arrestaron a un individuo que intentaba introducir desde México una estatuilla de Jesucristo hecha de yeso mezclado con cocaína.
Perros de la policía en la ciudad fronteriza de Laredo, Texas, detectaron la droga y alertaron a los oficiales.
“Suerte te de Dios que el saber nada te importe, por ello estamos como estamos hoy” (Abel Desestress)

La estatuilla iba en el baúl de un auto conducido por una mujer mexicana.


El hombre le había pagado US$80 a la mujer para llevar la estatuilla hasta una estación de autobús en la ciudad de Laredo.

Contrabando

La mujer escapó de regreso a México, dijo Nancy Herrera, funcionaria de la fiscalía del distrito sur de Texas.

Pero la policía fronteriza logró arrestar a Bernardino García Córdova, de 61 años, implicado en el contrabando de la droga.


Lea: Cocaína en horno para pizzas
Según Herrera la estatuilla, que pesaba 3 kilogramos, había dado positivo de cocaína. Esta tendría un valor de unos US$30.000 en el mercado callejero.

García Córdova se enfrenta a una pena de entre 5 y 40 años de cárcel, así como una multa de hasta US$2 millones.

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos dijo que la incautación de la estatuilla de cocaína demuestra las medidas extremas a las que se recurre para introducir drogas en el país.

Se estima que el tráfico de drogas de México hacia EE.UU. es un negocio de US$20.000 millones anuales.

Estados Unidos ha aplicado medidas más férreas en la frontera mientras que México ha desplegado decenas de miles de soldados y policías federales para reprimir el narcotráfico.