domingo, 9 de marzo de 2008

LA CIVILIZACION, AUN NO HA LLEGADO..?


No necesitas mucho saber, para darte cuenta que si dios te puso en este espacio de vida, algo debe estar mal planeado, o nosotros estamos mal civilizados. (Abel Desestress)

Una de las cosas más fundamentales que hay que recordar siempre, es que estamos viviendo en una sociedad hipócrita.
Una vez le preguntaron a un gran filósofo: “¿Qué piensas de la civilización?”.
El filósofo contestó: “Es una buena idea, pero alguien tiene que transformar la idea en realidad. La “Civilización” todavía no ha ocurrido. Es un sueño del futuro”.
La gente que está en el poder –político, religioso, social-, lo está porque la “Civilización” no ha ocurrido.
Un mundo civilizado, un hombre maduro, no necesita naciones, todas esas fronteras son falsas. No necesitas religiones, porque todas las teologías son sencillamente ficciones.
Los que han estado durante miles de años en el poder sacerdotes, políticos, super ricos, tienen todo el poder para impedir la evolución humana. Pero el mejor modo de impedirla es convencer al hombre de que “Ya estás civilizado”. Convencerlo de que “Ya eres un ser humano. No necesitas una transformación; es innecesario”.
Y la debilidad del hombre consiste en que sabiendo perfectamente que no existe lo que denominamos “Civilización”, que no existe lo que denominamos sensibilidad humana, aún cree en todas las mentiras que los políticos le han estado contando, que los sacerdotes le han estado predicando, que los educadores le han estado enseñando, porque parece más sencillo simplemente creer; no necesitas hacer nada más.
Reconocer el hecho de que todavía no eres hombre, crea miedo. La tierra desaparece bajo tus pies.
La verdad te desnuda totalmente, te desnuda de todas las mentiras, te desnuda de todas las hipocresías. Por eso nadie la desea, todos creen poseerla ya.
¿Puedes ver la estrategia psicológica? Si no le quieres dar algo a alguien, convéncelo, hipnotízalo, repítele una y otra vez: “Ya lo tienes”. Y cuando miles de personas a tu alrededor, tus padres, tus maestros, tus sacerdotes, tus líderes- creen en ello, es casi imposible para los recién llegados a este mundo, niños pequeños, no dejarse convencer por esta vieja idea milenaria.

Millones de personas vivieron y murieron creyendo que la “Civilización” estaba aquí.

Así que lo primero que quiero que entiendas es que todavía somos bárbaros. Sólo los bárbaros pueden hacer cosas como las que hemos estado haciendo durante miles de años.
No seres humanos. En tres mil años, cinco mil guerras... ¿Y llamas al hombre civilizado?
En el siglo veinte, exactamente a la mitad, puede surgir un Adolf Hitler, un Joseph Stalin, un Benito Mussolini y puede surgir un Mao Tse- Tung. ¿Y todavía crees que el hombre es civilizado?
Adolf Hitler, él solo, mató a seis millones de seres humanos; y muy sofisticadamente. Ciencia y tecnología fueron utilizadas. Un millón de judíos; simplemente quemados en cámaras de gas. En unos segundos, miles de personas no son más que humo saliendo por las chimeneas.
Asesinó a tanta gente que era imposible darle a cada persona un entierro convencional.
El hombre no ha sido nunca tan pobre. Hasta los mendigos tienen tumbas, pero él mató a tanta gente, que hacer tumbas para todos ellos... toda Alemania se hubiera transformado en un cementerio. Así que tenía profundas fosas preparadas y la gente simplemente era arrojada a ellas y enterrada. E incluso antes de arrojar sus cuerpos a las fosas, destruía la dignidad de estas personas muertas. Eran despojadas de sus ropas; les afeitaban la cabeza, barba y bigotes, de tal modo que era imposible reconocer la cara de la persona. Les cortaban la cabeza; aquí encontrabas la cabella, allí una mano, más allá una pierna... en otro lado, el resto del cuerpo. Y entre miles de personas... Era imposible encontrar a quien buscabas.
¿Por qué lo hizo ¿ Para que nadie pudiese ser reconocido. Aún si encontrabas a alguien muerto, no podías identificarlo, ni siquiera tenías su cuerpo completo.
¿Y dices que el hombre es civilizado?
Y éste no es el fin de la historia. Viendo la Segunda Guerra Mundial, uno puede pensar que se necesita muy poca inteligencia para darse cuenta de que debería ser la última- ¿sólo con ver lo que el hombre se ha hecho a sí mismo...! Pero no, nos estamos preparando para la Tercera Guerra Mundial... y la última.
A Albert Einstein le preguntaron: “¿Puede decirnos algo acerca de lo que va a suceder en la Tercera Guerra Mundial?”.
Y Einstein contestó: “Perdone, no puedo decir nada sobre la Tercera, pero sí sobre la Cuarta”. Su interlocutor no lo podía creer; le dijo: “¡No puede decir nada acerca de la Tercera; ¡tan complicado es...! Pero sí puede decir algo sobre la Cuarta, lo cual es aún más complicado!”.
Albert Einstein dijo entonces: “Ud. no me comprende. Sobre la Cuarta puedo decir algo definitivo, categórico. Y es que la Cuarta nunca sucederá, porque la Tercera destruirá toda la vida; no sólo a los seres humanos; también a las rosas. Todo lo que viva desaparecerá de la Tierra”.
¿Y dices que la Humanidad se ha civilizado?
OSHO